LADRO, LUEGO EXISTO

Todo comenzó con muchos mimos. Mis humanos me llenaron de cariñitos y ladridos dulces en cuanto desperté. Yo no entendía muy bien qué estaba sucediendo, pero me sentí muy feliz al recibir tantas caricias. El que ya me pela me llevó a mí solita a dar un largo y divertido paseo antes de irse a trabajar.

Toda la mañana no hubo más que buenos tratos y palabras amorosas. La que me da de comer preparaba varias delicias en la cocina y yo sólo la contemplaba con la esperanza de que me diera un poquito. ¡Nunca me imaginé que todo lo que estaba haciendo era para mí (bueno, casi todo)!

Ya por la tarde fueron llegando las visitas: los papás de El que ya me pela, sus hermanos y sobrinos. Todos me trajeron regalitos envueltos en papel y al parecer les pareció muy divertido que yo les quitara cuidadosamente la envoltura. Me dieron una pelota y dos huesitos de carnaza.

Yo no entendía por qué tanta alharaca, pero Bruno me explicó que eso hacen los humanos cada festejan un cumpleaños. No sabemos qué es eso, pero es muy divertido: los niños jugaron con nosotros, compartieron su comida y luego me dejaron divertirme con una cosa a la que llaman piñata. Pero lo mejor de todo fue el pastel.

La que me da de comer sabe que me gustan mucho las zanahorias, así que me preparó un rico pastel naranja. Lo que se me hizo un poco cruel es que los humanos le ponen unas cosas con fuego en medio y ladran muy afinaditos, mientras uno tiene que esperar salivando para hincarle el diente al pastel.

No saben qué tortura, yo contemplaba la delicia de zanahoria recubierta de queso, podía oler la rica canela en su interior… Me fue imposible resistirme cuando La que me da de comer me dio permiso de darle una mordidita… ¡Qué mordidita ni que nada, me lo llevé todo para comérmelo yo sola!

Los niños trataron de atraparme, pero yo me escabullí con el pastel en mi boca y me refugié en mi cama. Creí que se enojarían, pero todos los humanos parecían muy felices con mi robo (¿quién los entiende?), así que me quedé tranquilita a disfrutar de mi pastel: estaba delicioso, muy suavecito, fresco con el dulzor perfecto… Al pobre Bruno sólo le tocó un pedacito que La que me da de comer le guardó previendo que yo no le fuera a compartir.

Poco a poco se fueron yendo los invitados y El que ya me pela regreso a su trabajo. Todavía estaba relamiéndome los bigotes cuando recibí el mejor regalo de todos: el Cachorro se arrastró hacia mí y me dio un gran abrazo con sus pequeños bracitos mientras reía sin parar. La que me da de comer se emocionó tanto que corrió a levantar al pequeño en sus brazos y juntos bailamos y festejamos juntos. ¡Ya quiero que sea mi próximo cumpleaños!

P.D. ¡Gracias a todos los que me enviaron su cariño y felicitaciones en facebook y twitter, Rito me pasó sus mensajes y me hicieron menear la cola sin parar!

Comentarios

MÁS EN ÉCHAME EL PERRO

NOTICIAS

KIDA, UNA PITBULL QUE CUIDA A UN BEBÉ

Kida nació el 16 de octubre de 2013, es una pitbull que vive en Zapopan Jalisco con sus 3 humanos. Los humanos mayores de Kida nos cuentan su historia, porque quieren concientizar a la gente de lo que realmente es esta raza. Exhortan a que no sigan creyendo que son asesinos, agresivos o peligrosos; ellos […]

Leer más »

LADRO, LUEGO EXISTO

MADRE SOY

Casi no recuerdo a mi mamá, estuve muy poco tiempo con ella. La que me da de comer ha sido mi figura materna desde entonces y, por obvios motivos, la comunicación no siempre es la más fluida entre nosotros pero el amor que sentimos la una por la otra nunca se presta a malentendidos. Sin […]

Leer más »

EL DIVÁN DEL CAN

PALETAS DE HIELO PARA PERRO

¡Hola Diván! ¿Me pueden ayudar con una receta de paletas heladas para perro? Como saben ha hecho mucho calor, y mi pobre perrito sufre de ello. Pero entre tanta información de los alimentos que no debe comer un can, no me atrevo a hacerlas. Gracias. Andrea Morachis

Leer más »

RAZAS

EL PERRO BASENJI

El basenji o perro del Congo es un raza de origen africano muy particular, que se distingue porque no ladra y en su lugar emite un peculiar canto que es una combinación de risa ahogada y canto con cambios repentinos del tono natural de falsete. Es un perro mediano (con una altura a la cruz […]

Leer más »