LADRO, LUEGO EXISTO

Al despertar la mañana de ayer me encontré con la novedad de que el arbolito lleno de juguetes en medio de la sala estaba rodeado de extrañas cajas y objetos envueltos en papel. De inmediato me acerqué para cerciorarme de que todos esos paquetes fueran seguros para mi manada y me llevé una agradable sorpresa al olfatear ¡un hueso de carnaza!

Si hay algo que me emociona en la vida es morder una carnaza: el sabor saladito en mi paladar, el alivio a mis encías cada vez que le encajo el diente, el precioso tiempo invertido en terminármela sin pensar en nada más que evitar compartirla con Bruno… Y ahí, justo frente a mí, debajo de ese árbol que me ha dado tantas alegrías y diversión con sus juguetes para morder y con las persecuciones de La que me da de comer y El que ya me pela cuando me los quieren quitar, había una enorme carnaza aguardándome, ¿pero cómo sacarla de ese envoltorio tan extravagante al que nunca me había enfrentado?

En eso andaba yo cuando llegó Bruno y encontró otro paquete más pequeño con olor a carnaza. La emoción desbordada causada por el descubrimiento comenzó a llenarme de ansiedad, así que no resistí más, tomé el hueso y comencé a quitarle la envoltura con mis dientes deseosos de carnaza. A mí en lo personal me agrada comer papel, pero ante la perspectiva de apoderarme de mi golosina favorita, me pareció lo más insípido y asqueroso del mundo, así que no desperdicié ni un momento en darle aunque fuera una masticada.

Tardé un poco, pero lo logré. Me llevé mi precioso tesoro a mi camita junto con el paquetito que encontró Bruno (hubieran visito su cara de enojo) y después de verificar que entre todos los demás objetos y cajas empapeladas no había más carnazas escondidas (algunos se cayeron y a otros tuve que darles unas mordiditas para estar segura), me dispuse a gozar de mi delicioso y enorme hueso.

¡Ah! ¡Cuánta felicidad! Estaba yo en la gloria muerde que muerde mi preciado descubrimiento cuando aparecieron La que me da de comer y El que ya me pela con el Cachorro en brazos. ¡Ups, no se me ocurrió que pudieran molestarles mis más recientes actividades matutinas! Se quedaron quietos, muy seriecitos viendo como había reordenado los paquetes debajo del árbol y a mí que meneaba la cola y ponía mi cara más tiernuchis esperando que no se enojaran conmigo.

La que me da de comer se acercó a los paquetes, verificó cada uno de ellos y le dijo a El que no me pela: “Sólo agarró el suyo y el de Bruno, ¡qué lista es!” y los dos comenzaron a reírse. Entonces ellos también le quitaron la envoltura a los paquetes (con sus patas, claro) y se emocionaron mucho con el contenido de éstos (al igual que yo). El que más disfrutaba del asunto era el Cachorro que reía sin parar y jugaba por igual con las cajas y los juguetes que tenían dentro. Fue hermoso verlo tan feliz y divertido.

Lo único que empañó un poco mi gozo fue que me quitaron el paquetito que ya le había ganado a Bruno y se lo dieron a él (bueno, aunque par consolarme de dieron un platillo volador con el que seguro me divertiré muchísimo al lado de El que ya me pela). El paquete estaba lleno de huesitos de carnaza pequeñitos. Por lo pronto Bruno se está comiendo uno, en cuanto acabe con el mío encontraré la forma de apoderarme de ese y del resto… qué les puedo decir, soy adicta

Comentarios

MÁS EN ÉCHAME EL PERRO

NOTICIAS

EL PRIMER MARCAPASOS PARA PERROS FUE IMPLANTADO EN COLOMBIA

Nuestro amigo Leche, un French Poodle de 10 años, se ha convertido en el primer peludo con marcapasos. Su humana, Carolina Garzón, lo notaba más cansado de lo normal y sin ánimos y así su veterinario, Gabriel Betancourt, descubrió una arritmia cardiaca, y el cardiólogo veterinario, Juan Felipe Betancourt, solicitó de una empresa extranjera el marcapasos. […]

Leer más »

LADRO, LUEGO EXISTO

MADRE SOY

Casi no recuerdo a mi mamá, estuve muy poco tiempo con ella. La que me da de comer ha sido mi figura materna desde entonces y, por obvios motivos, la comunicación no siempre es la más fluida entre nosotros pero el amor que sentimos la una por la otra nunca se presta a malentendidos. Sin […]

Leer más »

EL DIVÁN DEL CAN

PALETAS DE HIELO PARA PERRO

¡Hola Diván! ¿Me pueden ayudar con una receta de paletas heladas para perro? Como saben ha hecho mucho calor, y mi pobre perrito sufre de ello. Pero entre tanta información de los alimentos que no debe comer un can, no me atrevo a hacerlas. Gracias. Andrea Morachis

Leer más »

RAZAS

EL PERRO DOGO DEL TÍBET

También conocido como Mastín Alemán es una raza originaria del Tíbet, es considerada como la raza de donde derivaron todas las razas de montaña grandes y de todos los mastines. En la antigüedad, según testimonios Dogo del Tíbet era empleado por los asirios como perro de guerra y para la custodia de los prisioneros. En […]

Leer más »