LADRO, LUEGO EXISTO

¡Uff! No saben qué conmoción hubo en la cueva en los últimos días, Bruno se perdió y todos estábamos muy preocupados y tristes, yo no quería ni comer (como lo leen), El que ya me pela estaba de un melancólico que para que les cuento, La que me da de comer no paraba de llorar e imaginar escenarios terribles, bueno, incluso el Cachorro se veía confundido sin saber bien a bien a quién arrojarle sus juguetes.

A veces a La que me da de comer y El que ya me pela les da por llevarnos a pasear lejos de la cueva. Recorremos un largo camino, cruzamos vegetación, una enorme avenida donde circulan latas con ruedas a toda velocidad, muchas casas con perritos y al final llegamos a una zona llena de árboles donde podemos correr libremente en busca de lagartijas. Tanto a Bruno como a mí nos encanta porque nos divertimos mucho y convivimos con nuestros humanos que tanto amamos.

Estábamos en uno de esos paseos cuando La que me da de comer decidió que era momento de volver a casa. Como de costumbre, Bruno y yo rebasamos a nuestros humanos para aprovechar el tiempo y explorar los alrededores del camino. Pero en esta ocasión no sé por qué extraño motivo se les ocurrió volver a retomar el rumbo hacia los árboles. Nos gritaron para que los alcanzáramos, así que yo corrí hacía ellos confiada en que Bruno me seguiría. Sin embargo, cuando llegué con mis humanos Bruno no estaba en ningún lugar a la redonda. Esperamos un poco sin movernos para ver si aparecía, pero no hallamos ni rastro de él (y miren que tengo un olfato infalible).

Entonces nos dividimos para emprender la búsqueda: El que ya me pela siguió el trayecto del paseo para ver si Bruno no había tomado otra ruta, mientras La que me da de comer y yo tomamos el camino de regreso a la cueva con la esperanza de encontrar a mi hermano en algún punto. Ni El que ya me pela ni nosotras tuvimos éxito. Entonces recorrimos todas las calles alrededor de la cueva y aledañas a la ruta de nuestro paseo. Nada, sólo agotamiento y frustración.

Volvimos a la cueva cuando comenzó a oscurecer. Así pasamos tres angustiantes días. Buscando, preguntando, llamándolo, pegando papeles con su foto. Me imaginé cómo sería la vida sin Bruno y me llené de tristeza, era peor que cuando lo mordió el perro policía, pues al menos en esa ocasión sabía qué le había pasado, pero ahora estaba preocupada y angustiada por la incertidumbre de su destino: ¿volvería a sentir sus dientitos en mis patitas otra vez?, ¿lo sacaría de su cama sólo para molestarlo de nuevo? ¿jugaríamos juntos a la pelota pronto?

La esperanza volvió a la manada cuando El que ya me pela vio a Bruno corriendo en una avenida mientras regresaba del trabajo. No pudo pararse a tiempo para rescatarlo, pero por lo menos sabíamos que seguía vivo. Armamos otra vez un plan de rescate y nos lanzamos a su búsqueda en los alrededores de la avenida esa.

Yo me fui con La que me da de comer y El que ya me pela tomó otro rumbo. Estábamos a punto de darnos por vencidas cuando El que ya me pela le avisó a La que me da de comer por la cajita con botones que Bruno ya estaba con él, ¡qué felicidad! ¡Sentí que el hambre me volvía al cuerpo!

Bruno estaba muy flaco, sucio y lleno de esas bolitas que pican y se pegan al pelo. Pobre, perdió el rumbo en el paseo, se asustó al no vernos ni olfatearnos y tratando de encontrarnos se fue alejando sin querer. Cuenta que la pasó fatal: comió algo de basura, pasó frío, fue perseguido por feroces perros y atacado por una ardilla. Unos humanos trataron de atraparlo porque vieron que traía su plaquita pero no se dejó agarrar. Recordó su vida en la calle y que no podía confiar en nadie, así que se aisló y ocultó lo mejor que pudo.

Afortunadamente ya está de vuelta, a salvo con su manada que lo ama y en quien sí puede confiar. Esperaré un poco a que se recupere del susto para molestarlo y robarle sus croquetas, además necesita recuperar peso. ¡Cómo te extrañé, Brunito!

Comentarios

MÁS EN ÉCHAME EL PERRO

NOTICIAS

PICASSO, EL PERRITO QUE SE HA HECHO VIRAL

En los últimos días, se ha hecho viral una historia de amor perruno: Picasso y su hermano Pablo. La asociación Luvable Dog Rescue en Oregon , EEUU; recató a estos hermanos del refugio para animales de Porterville, ya que su criador los dejó ahí para ser sacrificados debido a que no pudo venderlos por la malformación de […]

Leer más »

LADRO, LUEGO EXISTO

ABRE TUS OJOS

Mi Bolo ha abierto los ojos. Comienza a ver y explorar el mundo entre sus largas siestas y yo siento que debo dejar que comience a independizarse, aunque él siga buscando más que nada el calor de mi cuerpo y mi lechita que ya no es tanta como antes (¿será que pronto tendré que compartirle […]

Leer más »

EL DIVÁN DEL CAN

PALETAS DE HIELO PARA PERRO

¡Hola Diván! ¿Me pueden ayudar con una receta de paletas heladas para perro? Como saben ha hecho mucho calor, y mi pobre perrito sufre de ello. Pero entre tanta información de los alimentos que no debe comer un can, no me atrevo a hacerlas. Gracias. Andrea Morachis

Leer más »

RAZAS

EL PASTOR BELGA

Esta raza se originó a finales del siglo XIX a partir de los diferentes perros que conducían rebaños en Bélgica. Un grupo de amantes de los canes decidió poner orden y desarrollar una raza de pastoreo a partir de los mejores ejemplares. Se considera como fundadores de la raza al profesor A. Reul de la […]

Leer más »