RAZAS

EL BULLDOG INGLÉS

Los feroces ancestros de este noble can, los molosos, lucharon en las arenas de los circos romanos contra osos, leones, otros perros y hasta con cristianos. Ya en la Edad Media, su principal contrincante en los concursos de pelea era el toro (bull, en inglés), de ahí su nombre.

Afortunadamente los descendientes  de estos perros de pelea tienen un carácter diametralmente opuesto: el bulldog de hoy es dulce, cariñoso, inteligente y amante de los niños, además de que es un excelente guardián. Los únicos rasgos que conserva de sus ancestros son su oposición a ser dominado y su extraordinaria resistencia al dolor.

Es un perro mediano, de pelo corto, constitución pesada, bajo, ancho, poderoso y compacto. Tiene una altura a la cruz de 30 a 36 cm, y un peso de 20 a 25 kg. Entre las principales características del estándar se encuentran:

  • Cabeza con frente plana, rodeada de piel suelta y sutilmente arrugada. Huesos frontales prominentes, anchos, cuadrados y altos. Un surco va desde la depresión nasofrontal hasta la mitad del cráneo.
  • Cara corta y de piel arrugada, con hocico corto, mandíbulas anchas y cuadradas (la inferior es prognata), así como nariz ancha y negra.
  • Labios gruesos, amplios, pendientes y muy profundos que cuelgan sobre los lados de la mandíbula inferior.
  • Ojos muy oscuros, bien separados, redondeados y de tamaño moderado (ni hundidos ni prominentes).
  • Orejas de inserción alta, pequeñas y delgadas.
  • La línea superior del cuerpo cae un poco hacia abajo y se curva hacia la cola en un arco característico de la raza (se le conoce como espalda de cuchara).
  • Pecho ancho, redondeado, prominente y profundo, con costillas bien definidas y un tórax espacioso, redondeado y profundo.
  • Extremidades anteriores fornidas, gruesas musculosas y rectas, con huesos grandes, rectos y cortos en proporción a las patas traseras. Las extremidades posteriores son grandes y musculosas, más largas que las delanteras, con corvejones que se aproximan, provocando que los pies giren hacia afuera.
  • Cola de inserción baja, corta y gruesa en la base, que se afina hacía la punta. Es redondeada, lisa y sin fleco o de pelo duro.
  • Su pelaje es corto, fino, pegado y liso. Hay varios colores: atigrado, rojo en diferentes tonos, bayos, leonados, blancos y partidos (combinación de blanco con otro color).

El promedio de vida del bulldog inglés es de 9 a 15 años, y es bastante propenso a padecer enfermedades como sordera, ojo de cereza (tumefacción de una glándula del tercer párpado), problemas metabólicos del hígado, displasia de codo y rotuliana, complicaciones al cruzarse o al parir y estenosis pulmonar. Es muy importante que durante el primer año visiten regularmente al veterinario para detectar si tiene alguna enfermedad congénita y cuidar su alimentación a lo largo de su vida, pues tiene tendencia a la obesidad.

¿Es para ti?

  • Es un perro muy cariñoso al que fácilmente puede rompérsele el corazón si se le reprende con violencia. Considera si tendrás la paciencia de educarlo de manera firme, pero amorosa.
  • Si vives en un lugar de temperatura muy alta o muy baja, no es una buena opción incluirlo en tu familia, pues el bulldog inglés es intolerante al calor y a cualquier clima extremo.
  • No es un perro agresivo ni ladra mucho, es bueno con los niños (a quienes hay que enseñar a cuidarlo y tratarlo con respeto), las personas mayores y otros canes, lo que lo hace un excelente perro familiar. Disfruta estar en compañía de su manada, no es un perro al que le guste vivir en el jardín o el patio, será feliz sólo si está cerca de ti dentro de casa.
  • El bulldog inglés es uno de los pocos perros que requieren un nivel de actividad bajo (de 20 a 40 minutos diarios), así que si no eres muy deportista o no tienes oportunidad de sacarlo a pasear más que una vez al día, puede ser una buena opción para ti.
  • Su pelaje no requiere mucho mantenimiento, pero sí necesita cepillado regular y limpieza de los pliegues de la piel.

Dato curioso
En 1209 comenzaron la peleas de bull-baiting, en las que se ataba al toro por los cuernos, permitiéndole moverse en un círculo de 23 metros de diámetro. Los bulldogs debían desangrar al toro y derribarlo para ganar. En 1835 se abolieron las peleas de perros en Inglaterra, incluyendo el bull-baiting, por lo que la raza estuvo a punto de extinguirse.

Fuente:
El encantador de perros. Razas, historia y descripción. Santillana Ediciones, México, 2010. Bulldog inglés, de Jean Hetherington. Ed. Hispano Europea, Barcelona, 2011.

Comentarios

MÁS EN ÉCHAME EL PERRO

NOTICIAS

DORMIR CON PERROS MEJORA LA CALIDAD DEL SUEÑO

Muchas investigaciones ya han valorado los efectos positivos de convivir con una mascota. Compartimos una gran cantidad de cosas con nuestros fieles amigos, algunos incluso hasta la cama. Si bien esto para ciertas personas pueda resultar chocante, un reciente estudio llevado a cabo por el Centro del Sueño de la Clínica Mayo en Scottsdale, Arizona (EE.UU.), ha […]

Leer más »

LADRO, LUEGO EXISTO

ABRE TUS OJOS

Mi Bolo ha abierto los ojos. Comienza a ver y explorar el mundo entre sus largas siestas y yo siento que debo dejar que comience a independizarse, aunque él siga buscando más que nada el calor de mi cuerpo y mi lechita que ya no es tanta como antes (¿será que pronto tendré que compartirle […]

Leer más »

EL DIVÁN DEL CAN

PALETAS DE HIELO PARA PERRO

¡Hola Diván! ¿Me pueden ayudar con una receta de paletas heladas para perro? Como saben ha hecho mucho calor, y mi pobre perrito sufre de ello. Pero entre tanta información de los alimentos que no debe comer un can, no me atrevo a hacerlas. Gracias. Andrea Morachis

Leer más »

RAZAS

EL PASTOR BELGA

Esta raza se originó a finales del siglo XIX a partir de los diferentes perros que conducían rebaños en Bélgica. Un grupo de amantes de los canes decidió poner orden y desarrollar una raza de pastoreo a partir de los mejores ejemplares. Se considera como fundadores de la raza al profesor A. Reul de la […]

Leer más »